<iframe src="https://www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-NDTDNH6" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden">

Las teorías de toma de decisión se están aplicando cada vez más a los negocios y empresas. Pero ¿qué es una buena decisión, y por qué elegimos lo que elegimos? ¿Cómo podemos llevar las teorías de toma de decisión a la práctica? Y ¿qué debemos tener en cuenta al elegir un curso de acción?

 

En este blog, te diremos cuáles son las teorías y sistemas más útiles que debes entender como CEO para tomar mejores decisiones.

 

Decidir es un proceso, no una fórmula

 

Para la mayoría de las decisiones claves que no son a corto plazo, hace falta que pensemos de forma metódica y detallada. Esperar a que aparezca el momento adecuado es más importante que querer llegar a la perfección–aunque el grado de competencia del mercado nos haga pensar que actuar rápido para estar por arriba de la competencia es mejor que pensar en los detalles. 

 

Toma de decisión y análisis para obtener ventajas competitivas

 

Un primer consejo general, más allá de cualquier teoría, es que debes aprender a prestar atención a las decisiones antes de tomarlas: ser sistemático y metódico. En general, esto quiere decir que debes repasar cuáles son tus opciones (y sus posibles contratiempos y desventajas); qué alternativas tienes,(¿es riesgoso? ¿es viable?). En este blog, veremos algunas de las teorías de toma de decisión que te ayudarán a ser más consciente de los procesos que atraviesa tu empresa a lo largo del tiempo.

 

Descubre las 3 teorías de toma de decisión más importantes: 

 

1. La teoría de toma de decisión de H.A. Simon

La toma de decisión tiene un poco más de setenta años como teoría, y fue fundada por H.A. Simon como herramienta de gestión para la administración pública. Simon decía que cada decisión más pequeña es parte de una decisión más grande: la misión, los valores, la visión y los objetivos de la empresa.

 

La toma de decisión puede pensarse como un proceso o serie de actividades que se llevan a cabo para reconocer un potencial problema. A través de eso, debería ser más fácil pensar en una estrategia a futuro y priorizar actividades.

 

49

 

La teoría dice que no solo es importante la acción de tomar la decisión sino también, cómo implementarla–es decir, ¡que es más fácil pensar que actuar! Simon afirmaba que no existe una decisión aislada, sino que todo lo que afecte a una decisión afectará a las demás–por lo que no esperes una mejora inmediata.  

2. Economía del comportamiento: la predicción hace a la decisión

La economía del comportamiento (behavioral economics, en inglés) es una teoría basada en la tradición económica del siglo dieciocho que se hizo muy popular a partir de los años setenta. Dos científicos israelíes tomaron esta teoría para pensar en la incertidumbre y el riesgo, y en cómo cada persona toma una decisión sobre la base de prejuicios o memoria, y no sobre la base de datos duros. 

 

Esto quiere decir que los consumidores (¡y los que conforman empresas, como los CEO!) no son personas exclusivamente racionales ni dueños de sus actos. Pero ¿por qué hacemos una cosa y no, la otra? ¿Cómo podemos darnos cuenta de las decisiones irracionales que tomamos, de manera racional? La palabra clave es “heurística”.

 

DHL Blog post (1)

 

Hay teorías que tienen que ver con la heurística, como la economía del comportamiento, que pueden aplicarse de forma concreta a los negocios, por ejemplo, en las siguientes áreas:

- Negociación: a esto se le llama “anclaje y ajuste”. Es muy útil para la negociación porque es posible ajustar valores a lo largo del tiempo, es decir, podemos enseñarnos a nosotros mismos a ser más flexibles económicamente.

 

- Análisis de pérdidas y de ganancias a futuro: se descubrió en los años setenta que las personas son reacias a las pérdidas, y les confieren mayor valor a las ganancias (por ejemplo, nos duele más perder dinero de lo que nos alegra ganarlo, aunque sea por la misma cifra).

 

- Pensar consecuencias a largo plazo: este hallazgo de la teoría de economía del comportamiento nos enseña que absorbemos nueva información muy bien, pero que no podemos evaluar sus consecuencias. Por ejemplo, un primer resultado positivo puede tener consecuencias negativas a largo plazo, pero quizás estamos tan confiados con el resultado ¡que no vemos las consecuencias!

 

3. Procesos para managers: las ventajas de la Matriz Kepner-Tregoe

 

Estudio comparativo de riesgos en la toma de decisión según la matriz Kepner-Tregoe

 

Estos son los factores a tener en cuenta a la hora de tomar una decisión que te van a ayudar a planificar el próximo paso de tu empresa:

 

1. Piensa en tu objetivo principal: ¿Qué acción se necesita hacer? ¿Cuáles son los objetivos?

 

2. Define objetivos operativos: ¿Qué necesito para lograr mi objetivo? ¿Cuáles son mis limitaciones?

 

3. Clasifica estos objetivos: Del 1 al 10, identifica las prioridades de cada uno de los objetivos.

 

4. Piensa en una lista de opciones: Escribe e identifica las acciones alternativas para cada acción.

 

5. Asígnale un puntaje relativo a cada alternativa y ordénalos: Ordena del 1 al 10 las acciones alternativas según cuán seguras sean.

 

6. Piensa en los posibles problemas de cada  alternativa.

 

Haz un estudio comparativo y toma una decisión: La toma de decisiones debe hacerse comparando dos acciones alternativas con sus respectivas dificultades.

 

Las cuatro áreas básicas de la toma de decisión

 

También hay modelos y estilos de managers que, más allá de la teoría, tienen distintas posturas a la hora de llevar cosas a la práctica. Estas son las cuatro áreas y tipos de toma de decisión:

 

🔴 Directiva: Este tipo de mánager con un estilo racional y autocrático, utiliza su propio conocimiento, experiencia y racionalidad para elegir la mejor solución. 

 

🔴 Conceptual: Este tipo de CEO está más preocupado por los resultados a largo plazo y la lluvia de ideas por sobre las alternativas, y los enfoques de resolución de problemas de manera creativa, y a menudo tiene enfoques que implican mayores riesgos. 

 

🔴 Analítica: Este estilo utiliza datos, información y estadísticas para tomar una decisión. Se centra en la información más que en lo conceptual, y se basa en la racionalidad externa más que la propia. 

 

🔴De análisis costo-beneficio: Este estilo se limita a cualquier decisión financiera, o también puede proveer datos para evaluar criterios financieros. 

 

¿Cómo puede ayudarme todo esto a tomar una mejor decisión?

 

La palabra clave es la investigación previa, que es en donde la teoría se lleva a la práctica. Si estás leyendo este artículo, ya es un buen primer paso. Pero ¿qué es investigar? Investigar puede ser:

🔴 Obtener evidencia de otras empresas y emprendimientos similares (¿qué falló? ¿en qué les ha ido bien?)

🔴 Leer artículos, noticias y otros recursos (como investigaciones académicas) sobre la tarea que queramos llevar a cabo

 

Emprendedor escribiendo sus ideas para tomar una decisión

 

Ésta es la tarea principal de un CEO: investigar antes de delegar. Eso no significa simplemente estar al día con el estado actual de su rubro, sino leer y escuchar para realmente lograr estar informado–y no solo guiarnos por lo que creemos saber.

 

Topics: Emprendedurismo

Compártelo en tus redes: